San Andrés de San Pedro (Soria). Parroquia de San Andrés Apóstol (I).

A la entrada del pueblo nos da la bienvenida su iglesia rural. La edificación posiblemente del siglo XVII está construida sobre una ya existente y sufre diversas modificaciones hasta llegar a su estado actual.
La advocación primitiva era la Asunción de Nuestra Señora, pero en la actualidad está dedicada a San Andrés Apóstol. Madoz a mediados del XIX nos dice que está  dedicada a la Asunción de Nuestra Señora y que inmediata al pueblo hay una ermita bajo la advocación de San Andrés. Quizás fue cuando está ermita, situada en el paraje del “Santo” y de la que aún quedan restos de sus paredes, desapareció cuando se modifica la titular del templo.
En 1752 según el Catastro del Marques de la Ensenada, entre los gastos que satisface el común se encuentran: misas y ceras,  la novena de Nuestra Señora del Rosario y reparar las paredes de la iglesia y su tejado. Hay una casa de los propios del común para habitación del cura párroco D. Pedro Sainz de Rodrigañez, presbítero beneficiado de la iglesia parroquial de San Martín de la villa de San Pedro Manrique. Otros tiempos, eran.
Construcción de mampostería, con espadaña para dos campanas y hueco para campanillo.
Está delimitada por el lado norte y el oeste un prado cercado: “Prado de las campanas”, en donde se encuentra cegada la antigua entrada, por el este el viejo cementerio y por el sur una cerca de piedra, con puerta de hierro para acceder al atrio y desde él a la entrada actual. En esta cerca aparecen incrustadas en una hornacina, dos curiosas piedras labradas.
Conserva elementos románicos de una primitiva iglesia del siglo XII o XIII. Un capitel invertido con elementos vegetales, colocado en el atrio el año 1981, coronado por cruz de hierro. Dos capiteles con serpientes en su portada principal. La pila de agua bendita, labrada sobre un capitel románico y decorado con dos águilas. Su pila bautismal, sacada del baptisterio en el año 2015, y ahora colocada bajo el coro.


Consta de una nave central, capilla lateral en el lado de la epístola y sacristía en el lado del evangelio.

En su interior podemos contemplar tres retablos:
El retablo Mayor, ”Retablo de San Andrés Apóstol".
Retablo Asunción de la Virgen” en la capilla del lado de la epístola: 
  “Retablo del Sagrado Corazón” también en el lado de la epístola. 
La atroz emigración en el siglo pasado. Éxodo cruel donde los orígenes están siempre presentes. Recuerdos con los que vives y perduran. En la memoria está el pueblo donde nacieron, donde pasaron algunos años, y donde descansan los que les precedieron. Diáspora buscando proyectos de vida. Siempre ha existido una gran devoción, entre las gentes nacidas en el pueblo, por su iglesia y la figura de la Virgen. 
Solo comentaré dos manifestaciones de ese agradecimiento y veneración: 
.- Una son las donaciones y regalos. Joyas, mantos, ánforas, etc,
Apellidos: Jiménez, Medel, Benito, del Rio, Martínez, Fernández, ...,. Apellidos.
Doble manto en la Virgen, manto de color negro regalo (Elías Martínez Ridruejo) sobrepuesto al manto de color azul (Cándido Ridruejo Corchón). Domingo de Resurrección. El “Encuentro”, despojar el manto negro y dejar ver el de color, la alegría de la resurrección.
“Las arenas de esta plaza,  
merecen ser de cristal,
porque en ellas se desluta,
nuestra madre celestial”.
“Váyanse por ahí los hombres,
con el lucero del día,
y por aquí las mujeres,
con la princesa María”.
.- Talla de la Virgen del Carmen. La festividad del Carmen, 16 de julio de1935, “La bellísima imagen que doña Segunda Jiménez Ridruejo tuvo el gusto de regalar a su querido pueblo en prenda de cariño y del amor que le profesa”. Segunda nacida en San Andrés de San Pedro casó con Dionisio Ridruejo Marín natural de El Collado, padres de Dionisio Ridruejo Jiménez, escritor y político.





0 comentarios:

Publicar un comentario